Técnicas para hacer pan casero I. Pan rápido con harina de trigo

Éste es el pan más fácil que se puede hacer. Rápido, limpio, sin complicaciones. Hecho con harina corriente de súper, levadura seca, sal y agua de mi jarrillo. Dos horas de reposo y veinticinco minutos de horno. Fácil.

Para este primer post de repaso de técnicas de hacer pan –decidí escribir lo poco que sé sobre esta vaina porque se me estaba olvidando si es que alguna vez lo he sabido :) me propuse hacer el pan por el que debería haber empezado la travesía.

Me pasa como a todo el mundo, que parece que lo que más mola –mundial del mundo- cuando estas empezando es la experimentación: cuantas más harinas raras y guarrerías le pongas al pan mejor y claro, así salen los churos que salen. Sin ir más lejos el otro día leía un post donde una tía dudaba entre ponerle a la masa zumo de limón o una pastilla de vitamina C efervescente…. menos mal que al final se decidió por el limón :)) Flaco favor le hacemos a la ciencia ja, ja, ja, ja!! experimentando, aunque sea con gaseosa y nunca mejor dicho, cuando somos bebés… eso para los panaderos.

Así que yo a lo mío: harina de trigo, levadura y horno Balay.

La harina de todo uso de los súper es bastante cutrilla para hacer pan pero para empezar está rebién. Me parece que la que usé era marca Hipercor.

Lo mejor que se puede hacer es agenciarse un bol grande y hacer allí el principio del amasado y después volcarlo en una mesa para terminar. En mi caso no es así porque no sé amasar muy bien a mano y uso una maquinita para todo el proceso.

Le puse cuatrocientos gramos de harina, un poco de sal y un sobre –cinco gramos y medio- de levadura de panadería marca Maizena; lo moví todo en seco para mezclarlo bien.

Cuando la mezcla sea homogénea le comienzas a añadir agua templada y a mover/amasar dentro del bol.

La cantidad de agua a usar depende del tipo de pan que quieras hacer y de la calidad –para panificar- de la harina de trigo que estés usando. Para hacer un pan tipo candeal –miga dura, pocos alveolos, agujeritos :) y corteza lisa- con un poco más de la mitad del peso de la harina en agua tendrás bastante.

En líneas generales cuanta más agua consigas amasar con la harina más lustroso te saldrá el pan y más vistosa la miga –según estándares estéticos comúnmente aceptados.

Si consigues meterle el mismo peso de agua que de harina el pan te va a salir rico y bonito. Otra cosa es que seas capaz de manejar el engrudo que se te va a formar en la cocina.

El pan de las fotos lleva trescientos y pocos gramos de agua. Entre doscientos y cuatrocientos gramos de agua seguro que vas a encontrar un punto en el que te sientas cómoda con la masa, ten en cuenta que o es tu primer pan o estás haciendo un pan rápido… deja las virguerías para más adelante.

Cuando tengas todo bien mezclado y semi amasado en el bol lo vuelcas en una mesa con un poco de harina y lo terminas de amasar.

No te puedo explicar mucho sobre cómo se amasa el pan a mano pero no es muy misterioso tengo la sensación que amasar pan es el mismo reflejo que permite a los perritos nadar y no ahogarse de pequeños ;)

En cuanto al tiempo de amasado pues también depende del tipo de pan que quieras y de la harina que estés usando. Hay harinas, panes y gente, como ésta, el candeal de marras o mi amiga C, que prácticamente ni se amasan ni amasan o amasan poco. En general deberías buscar obtener una masa suave, lisa y que puedas hacer una bola…otro día entramos en más detalles. Pon que con entre cinco y diez minutos tendrás bastante. Haces una bola con la masa y lo pones dentro de un bol y tapado con una bolsa de plástico. Te toca dejarlo fermentar.

La fermentación la tienes que hacer en un sitio templadito. Para esta cantidad de levadura –mucha para mi gusto- a partir de 20º C el pan ya fermenta en un tiempo razonable. Lo que suelo hacer –lo hice, de hecho- es encender el horno a 100º C y apagarlo cuando el termostato llega a esa temperatura y meto allí el bol –tapado- de la masa.

La duración de la fermentación es muy variable en función, como antes, de la harina y el tipo de levadura que uses, la temperatura y el pan que quieras fabricar. Para un pan corriente y moliente puedes seguir la regla de que fermente hasta que haya doblado el volumen de la bola que metiste al principio: funciona siempre. Mi pan estuvo fermentando hora y media.

Ahora te toca formar –darle forma- al pan que quieras hacer. Nada, sacas la masa del bol y, en una mesa con un poco de harina, le das la forma que te interese procurando espachurrarla lo menos posible. Puedes usar algún cacharro ad-hoc adaptado para el caso o adaptad ad-hoc para hacer barras o panes. Quizá empieza por los panes… pero las barras tampoco son difíciles.

Una vez que tengas formado el pan que te vas a comer lo vuelves a dejar reposar cuidando de que no se te seque la superficie de la masa. Tapado con plástico, sin que se te pegue a la corteza, estará bien. Mis barras estuvieron así una media hora.

Mientras tanto enciendes el horno al máximo. El mío necesita unos veinticinco minutos para llegar y mantener esa temperatura: unos 250º C.

Cuando lo tengas a punto, con esa maña tan característica tuya :)) y ayudándote de algo tipo: una tabla, un cartón grueso o lo que tengas más a mano, metes los panes y los dejas sobre la bandeja… cierras y a esperar.

Justo antes de meter el pan al horno tienes que hacerles unos cortes a las barras. Según como hayas formado el pan no son imprescindibles, pero si no los haces –al hincharse con el calor- se te va a reventar y te va a quedar feorro. Los cortes puedes hacerlos con una cuchilla de afeitar mojada pero también con unas simples tijeras.

Para estos cuatrocientos gramos de harina, en dos barras, las tuve diez minutos al máximo de temperatura y quince más a 220º C. En los diez primeros minutos puse un poco de vapor dentro del horno y terminado el horneado deje las barras otros diez minutos dentro del horno apagado y caliente.

Fácil. Lo de las fotos es lo que sale, por fuera y por dentro. Como ves no es nada difícil –un poco mágico sí- pero tiene muchos pasos: harina, temperatura, levaduras, tiempos, humedades, vapor, herramientas, amasar, formar, hornear… muchas cosas a tener en cuenta…según tenga tiempo –difícil- y ganas –fácil- te iré contando lo que yo he aprendido about this :)

About these ads

8 Respuestas a “Técnicas para hacer pan casero I. Pan rápido con harina de trigo

  1. Hola!! Cuanto tiempo sin escribirte, pero paso a verte eh!! Me gusta este pan, por que es normalito.. A ver, que no es que te haya quedado normalito, te ha quedado de cine, pero que es sencillo de preparar, aun asi, no me quedará como a ti. Que envidia, que barras!!!

    Besotes grandes!

  2. Hola, todavia estás interesado en comprar la Kitchen Aid? te lo digo porque una amiga la ha comprado a través de esta página, que como verás tiene un precio bastante interesante y está contentísima.

    Unas barras de pan excelentes, si señor!! Y como tú dices de una elaboración super sencilla.

    Un saludo

  3. eh laura! qué alegría yo también te leo a ti pero últimamente estoy vagazo con todo lo de blogs y similar -mucho curro- a ver si retomamos las buenas costumbres, beso

  4. ay micaela! seguro que sí pero repíteme la página que no me he quedado con ella ;) bss

  5. Qué buena pinta tienen esas barras!! el día que me decida a panificar (se acerca, se acerca) empezaré con una receta paso-a-paso como esta.

  6. Aqui la tienes http://www.

    Ojalá que la consigas porque no hay trampa ni cartón, según me han dicho. Soló tienes que escribir un mail y te contestarán, informándote.

    Saludos

  7. hola mar, decídete, decídete!!

  8. micaela, tía! me di un rulo por el makro y los precios son algo mejores que los de la página de tu primo ;), te mando los datos a tu email -son fotos- he encontrado otra que a lo mejor te puede apañar y es sustancialmente más barata, beso